Emprendedores

Ya tenemos por aquí un nueva ley, la de emprendedores, que pretende ayudar a que se desatasque la creación de empresas en este país. Con vistas siempre a la creación de empleo. Y como siempre no cogeremos el toro por los cuernos. Para variar.

Entre las medidas la creación de empresas con capital cero, que va creciendo conforme avanzamos en la función empresarial. Tontada. Capital cero igual a financiación cero. Luego si no había pasta, no la vamos a poder conseguir. No avanzamos nada con esto. Es más lo complicamos. En el país del millón de páginas de legislación anuales, lo que hace falta es simplificar. No complicar la contabilidad. Ya tenemos bastante.

Lo que no ven por estos lares es que un emprendedor es alguien que arriesga y en este país, casi casi es un suicida. Suscribe un suicida por partida múltiple. Sé de lo que hablo. Y por lo tanto me tomo la libertad de sentar mi humilde cátedra sobre el tema. Estas son mis medidas, las que debería tener una ley que fomentara el emprendimiento.

1.- Contrato único y mercantil. Todos somos empresarios, algunos con un solo pagador. Eliminación de los privilegios de los funcionarios.

2.- Cuota de autónomos conforme a facturación, o cómo mucho un mínimo de digamos 15 o 20 €/mes más el resto como porcentaje de la facturación.

3.- Creación de empresas mediante la cumplimentación del modelo existente 036.

Claro, a partir de aquí surgen un montón de implicaciones para la administración y para algunos incómodos compañeros de viaje. Pero no hace falta mucho más. Para crear empleo digo. Luego a partir de aquí habría que reestructurar el sistema de seguridad social y el de gasto de la administración, y esto es lo que no parece que vaya a ocurrir, y por lo tanto, todas las medidas que se tomen no son más que maquillaje, que poco o nada ayuda.

Si se quiere existe una medida de calado, a largo plazo, que tampoco se tomará. Y no es más que fomentar el espíritu emprendedor en la educación. Y para eso no hay más que decir la verdad a los niños. Que la vida es riesgo. Que no hay nada seguro. Que emprender es la forma más divertida de ganarse la vida, y la más rentable. Que nadie acierta a la primera. Que en la vida o se acierta o se aprende.

Pero como vivimos en el país de los funcionarios en el gobierno, donde los empresarios son, somos,  unos hijosdeputa, del adoctrinamiento en lugar de la educación y en el que tus padres y amigos te dicen “ya te dije yo que eso no te iba a salir bien” en lugar de animarte a no rendirte e intentarlo de nuevo, acabo de marcarme un brindis al sol.

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s